Ruta de los Pasadizos de Sistelo (Arcos de Valdevez - Portugal)


Nos acercamos hasta el norte de Portugal al concejo de Arcos de Valdevez para conocer un hermoso pueblo de montaña llamado "el pequeño Tíbet portugués", se trata de Sistelo.
Y el porqué de ese apodo es lo que nos llama la atención al llegar: sus socalcos; al estar enclavado entre grandes desniveles de terreno, sus habitantes durante generaciones han construido terrazas para aumentar la superficie de cultivo y aumentar el área agrícola, utilizando también un curioso sistema de aprovechamiento de aguas. Un verde espectacular nos recibe!






Estamos justo a los pies del Parque Nacional de la Peneda-Gerês y confieso que soy una enamorada de esta zona, me parece una maravilla de la naturaleza.

Tras aparcar en el inicio del pueblo (es peatonal), recorremos sus estrechas calles no perdiendo detalle de sus casas y gentes hasta llegar al "Castillo". En realidad se trata de un palacete del siglo XIX que era la vivienda del Vizconde de Sistelo que lo han rehabilitado recientemente.

Más adelante, la iglesia Parroquial con su cementerio anexo, y justo lindando con el muro de la iglesia comienza una de las muchas rutas de senderismo que hay en la zona, se trata de la de "Las Brandas" que comienza con unas empinadas escaleras en piedra que parecen no acabar jamás.
Y justo antes nos encontramos con unas casas abandonadas que supongo que formarían parte de la aldea.


Nosotros hemos escogido para hacer en esta ocasión la ruta de Los Pasadizos del río Vez porque siempre me han llamado la atención las pasarelas de madera sorteando los encajados rincones en los ríos. Pues bien, en la entrada del pueblo vemos ya la indicación hacia la Ecovía y allá vamos...
Tras recorrer unos 500 metros por una antigua calzada de piedra entre fincas y casas, llegamos a la pequeña iglesia de Nuestra Señora de los Afligidos con su crucero y a la derecha ya divisamos el río Vez, estamos en la Playa fluvial de Sistelo... y como a veces hay sorpresas, pues nos encontramos con una 😂  el río ha crecido bastante con la semana de lluvias que hemos tenido y hay que descalzarse para cruzar el paso al otro lado y seguir la ruta! El agua estaba congelada!


Y ya comenzamos con las pasarelas de madera y nuestro testigo, el río Vez siempre a nuestra derecha, hasta llegar a un puente de piedra que cruzamos para regresar a la aldea.

Como seguimos con fuerzas, ahora vamos a conocer el Puente medieval y unos viejos molinos.

Nos llama la atención una pequeña casa justo en uno de los laterales del puente que suponemos que se utilizaría para cobrar el Portazgo, que era un tributo de la época medieval que se pagaba por cruzar por los puentes.

Y la mañana ya no nos ha dado para más, o sea que ahora a comer...
Dejo algunas fotos más de la zona para que os hagáis una idea de como es:







Como llegar:









Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Entradas recientes